Archivos en la Categoría: Versailles

Laura Pollan: Una cubana reprimida por el régimen, una cubana querida por sus compatriotas

En memoria y honor a Laura Pollan

Aunque han pasado unos días desde la muerte de Laura Pollan, no he podido actualizar el blog durante ese tiempo. El siguiente reporte sirve no solo como una prueba de la constante represión que sucede en Cuba, sino también como un tributo a Laura, ya que esta Dama de Blanco dedico la mayoría de su tiempo a abogar y actuar contra la dictadura que impera en Cuba. En mi opinión, como en la opinión de muchos cubanos dentro y fuera de la isla, la muerte de Pollan fue culpa del régimen castrista.  Hay los que dicen que la infección extraña de la cual padeció durante sus últimos días fue producto de una inyección letal en manos de turbas oficialistas, una teoría que no dudo para nada, pues el gobierno cubano es capaz de eso y mucho mas.  Y aunque no haya sido la inyección que cobro la vida de esta valiente opositora, la realidad es que los constantes actos de repudio, golpizas salvajes, chantajes, enfrentamientos, y allanamientos contra esta mujer jugaron un papel en el deterioro de su salud. 

La noticia de su fallecimiento ha sido un golpe duro para todos los cubanos, a esa resistencia dolida, pero no débil.  Amenazadas, pero sin miedo.  El ejemplo y el espíritu de Pollan seguirá guiando a la resistencia, y no hay dictadura que pueda impedir eso jamás.

Laura Pollan: Una cubana reprimida por el régimen, una cubana querida por sus compatriotas

En menos de dos años, tres figuras reconocidas dentro de la resistencia cubana han sido asesinadas por la dictadura de los hermanos Castro- Orlando Zapata Tamayo en febrero del 2010, Juan Wilfredo Soto en Mayo del 2011, y la más reciente Laura Pollan Toledo. Y como ha sucedido tras cada una de estas muertes, los actos fúnebres han sido marcados por represión de parte del régimen contra opositores y todos aquellos que han querido solidarizarse con la familia dolida.

Eran alrededor de las siete de la noche, el viernes 14 de octubre, cuando llego la noticia.  “Laura Pollan ha fallecido”, leyeron varios Tweets desde Cuba, luego de que esta había pasado una semana y media internada con complicaciones graves en el hospital habanero Calixto García.  Desde el momento que se confirmo la muerte, cubanos dentro y fuera de la isla se movilizaron para expresar su solidaridad, su dolor, e indignación.  En Miami, cubanos sorprendidos por la noticia- entre ellos Reina Luisa Tamayo- se congregaron en el restaurante Versailles, mientras  la Ermita de la Caridad mantuvo sus puertas abiertas la noche entera para orar por el alma de la Dama de Blanco.

En Cuba, el dolor que sintieron los opositores no fue respetado por la dictadura, como es de esperar.  La policía política y la policía nacional desencadeno un fuerte operativo en toda la isla, incluyendo Holguín, donde Caridad Caballero Batista e Isabel Peña Torres intentaban llegar a la terminal del autobús para dirigirse a la Habana para estar presente en el velorio de Pollan, que tomo lugar horas después de su muerte.  “Eran alrededor de las 2:40 de la mañana cuando fuimos interceptadas en la calle por agentes de la policía nacional y la Seguridad del Estado, quienes nos montaron en un patrullero y nos llevaron para la unidad de Pedernales”, el centro detención notorio por sus celdas totalmente tapiadas y la agresión con la que los oficiales tratan a los internados, “El arresto fue violento, nos metieron a empujones en el patrullero, y la Seguridad del Estado dio órdenes a un oficial para que nos arrastrara”.   Ambas activistas permanecieron en celdas separadas.  Caridad añadió que el sábado, alrededor de las 4 de la tarde, un teniente coronel llamado Armando Rivera le arrebato las pocas pertenencias de Isabel Pena Torres- que incluían su historia clínica.  Al ver este último documento, el oficial Rivera se lo rompió y lo tiro al piso.  Después de un interrogatorio y una golpiza, Torres tuvo que recoger los pedazos del papel ella misma.  Isabel y Caridad fueron soltadas de los calabozos durante las 8 de la noche del sábado.

Caridad Caballero informo también sobre otras detenciones violentas en otras partes del oriente del país. “En Velasco, Holguín, fueron detenidos Yonart Rodríguez Ávila y su madre Mariblanca Ávila quienes intentaron salir y fueron arrestados hacia la Habana y en vez fueron llevados a calabozos”, mientras, del mismo modo, “fueron arrestadas a la 1:30 de la mañana en Sagua, Anni Sarrion Romero y Milagros Leiva Ramírez, quienes venían desde Moa. Ambas fueron golpeadas por la Seguridad del Estado y la policía política cuando las bajaron de la guagua”.   Caballero agrega que a pesar de que ella estuvo presa por varias horas, su vivienda permaneció rodeada por efectivos de la policía política durante el tiempo entero.

Durante esa misma noche dolorosa, al instante de que se conociera la noticia de Laura Pollan, carros patrulleros y agentes del G2 rodearon también la vivienda de José Daniel Ferrer García en la ciudad oriental de Palmarito de Cauto.  La esposa de Ferrer, Belkis Cantillo, intento llegar a la funeraria de Pollan junta a Aime Garces y Tania Montoya.  Las tres fueron arrestadas alrededor de las 11 de la noche.  Fueron llevadas a las unidades de Contramaestre y de ahí trasladadas para Santiago de Cuba, a la 3ra Unidad de la Policía Nacional Revolucionaria, donde permanecieron hasta el lunes. Activistas de la Union Patriotica de Cuba (UNPACU)- Leudis Fajardo Rivera, Martín Ruíz González, Mario Antonio Brocal Borges, Bárbaro Tresol Verdecía, Omar Wilson Estévez, Omar Pérez Torres, Yilian Pérez Sarrión, y Gerardo Guerrero Sarrión, también sufrieron arrestos violentos.

En Manzanillo, activistas del grupo opositor Cuba Independiente y Democrática (CID), denunciaron  que fueron arrestados los opositores Juan Eduardo Salgado Jurado, Enrique Piñeiro Azahares, Abdel Mecochini Avalos, Manuel Enrique Peláez, Ramón Enamorado y Roberto Jurado Salgado mientras intentaban llegar a la avenida Moncada para firmar un libro de condolencias en honor a Laura Pollan.  Pocas horas después, Ubaldo Manuel León sufrió un acto de repudio en la misma localidad.

Durante el domingo 16 de Octubre, en Banes se efectuó una misa donde se oro por Laura, asistida por las activistas Marta Díaz Rondon y Vivian Tamayo Ramayo.  Al concluir el tributo, ambas Rondon y Ramayo intentaron dirigirse hacia Holguín para solidarse con opositores detenidos pero fueron arrestadas a las 11:30 de la mañana y liberadas a las 1:50 de la tarde.  También fueron detenidos Ariel Cruz Meneses, Rafael Meneses Pupo, Dayami Romero Ortiz, a las 7 de la mañana y liberados el domingo a las 12 pm.

Arreglo floral destruido de Katia Sonia Martin

El ex prisionero político Pedro Argüelles Moran reporto que durante la misma noche del fallecimiento de la líder de las Damas, fuerzas policíacas del régimen lo impidieron de salir de su vivienda en Ciego de Ávila.  La situación se repitió a lo largo y ancho del país, en diversas ciudades y provincias, mientras en la Habana la familia Maseda-Pollan velaba los restos de la activista de derechos humanos, y luego ocurrió la cremación. El pastor (y bloguero independiente) Ricardo Medina estuvo presente con su esposa, la Dama de Blanco Katia Sonia Martin, tomando parte en la despedida final.  Medina proveo servicios religiosos para Pollan y detallo en su blog  las emociones de ese momento a través de un excelente post. También reporto que su esposa, Katia, fue interceptada por efectivos de la Seguridad del Estado cuando intentaba depositar arreglos florales en honor a Laura en la iglesia de Santa Rita, el domingo 16 de octubre.  Los agentes le arrebataron las flores y las arrojaron al piso, destruyendo el arreglo  y Katia sufrió una detención agresiva.

Aun entre dolor y represión, reina la solidaridad y el apoyo internacional

Aunque esta ha sido una etapa muy difícil para la resistencia cubana, también es importante notar que del profundo dolor acompañado por la noticia de la muerte de Laura Pollan, ha surgido una solidaridad importante dentro y fuera de la isla.

Alguna de estas muestras de hermandad fueron: Activistas de la Unión Patriótica Cubana (UNPACU) demostraron por las calles de Moa con carteles que leían “Laura no ha muerto” y “Laura, continuamos tu lucha”.  En Santiago de Cuba, el padre José Conrado dedico su misa dominical en Santa Teresita a Pollan, mientras el arzobispo Dionisio García Ibáñez hizo lo mismo.   Según José Daniel Ferrer, varias viviendas en el oriente de Cuba declararon sus viviendas ‘de luto’, colgando carteles honrando la memoria de la fallecida Dama de Blanco.

Aunque ha sido muy triste para todos nosotros, Las Damas de Blanco y de Apoyo vamos a seguir luchando por la libertad, como lo hacía Laura.  Para nosotros, ella no ha muerto, Laura sigue viva y su espíritu seguirá entre todos nosotros para darnos mas fuerza para luchar contra aquellos que la asesinaron- y así lo podemos decir, Laura fue asesinada por los golpes y las enfermedades que podemos asegurar fueron contraídas bajo las manos de la dictadura”, declara desde Holguín Caridad Caballero Batista.  Desde Placetas, Antúnez afirmo a través de Twitter “Laura, tus hermanos de la resistencia te otorgamos el galardón de la resistencia y la dignidad”, mientras en la Habana la bloguera Yoani Sánchez porto un pulóver con la imagen de Pollan y el también bloguero Orlando Luis Pardo Lazo entrego un libro de condolencias a la familia en luto.

El domingo se realizo una misa por Laura Pollan en la iglesia de Santa Rita, donde acudió su esposo, Héctor Maseda, al igual que Berta Soler, su esposo Ángel Moya, y un sinnúmero de Damas de Blanco y activistas democráticos.  Berta Soler declaro que el movimiento de las Damas de Blanco había sufrido un golpe fuertísimo pero que surgía con más fuerza, y seguirán activas y unidas en nombre de Laura Pollan.

En los Estados Unidos varias figuras políticas se solidarizaron con los opositores cubanos y su perdida, desde el propio presidente Barack Obama, hasta legisladores cubanos-americanos como Ileana Ros Lehtinen y Marco Rubio, al igual que el senador por el estado de la Florida, Bill Nelson.

Cubanos exiliados en Tampa anunciaron una marcha para el domingo, 23 de octubre en esa ciudad, mientras cubanos en Madrid- en su mayoría ex prisioneros políticos del grupo de la Primavera Negra-  tambien dedicaron una misa en memoria de Pollan.

En la entrada del Versailles

Durante la misa dominical del 16 de Octubre en la Ermita de la Caridad en Miami, los servicios fueron dedicados  a Laura Pollan y contaron con la presencia de decenas de cubanos, entre ellos ex prisioneros políticos y Damas de Blanco ahora exiliadas.  El dueño del Versailles, Felipe Vals, colgó varios letreros cuales leen “Zapata y Laura Pollan Vive”, al igual que una nota de solidaridad y admiración a Pollan en la entrada del popular sitio.  Y tan pronto salió la noticia, el Miami Dade College anuncio que ofrecerá una beca cual llevara el nombre de Laura Pollan.

También en Miami, varias mujeres cubanas exiliadas han hecho un llamado a la comunidad para realizar una vigilia en memoria de Laura Pollan y en denuncia por los atropellos que la llevaron hacia su muerte.  La actividad tomara lugar el Viernes, 21 de Octubre y será presidida por un sinnúmero de organizaciones, entre ellas MAR por Cuba, la Coalición de Mujeres Cubanas Americanas, Directorio Democrático Cubano, Exilio Unido, Jóvenes Cubanos en Acción, y el Movimiento por los Derechos Civiles Rosa Parks en el exilio.  Mientras tanto, los músicos cubanos Gloria y Emilio Estefan han declarado que están planeando un evento masivo en honor a la memoria de Laura y en solidaridad con Las Damas de Blanco y la resistencia cubana. Tras el asesinato de Orlando Zapata Tamayo en Febrero del 2010 y la brutal golpiza de las Damas de Blanco en Marzo del 2010, los Estefan efectuaron una marcha solidaria en Miami que contó con más de 100,000 personas marchando por la calle 8, vestidos de blanco y con gladiolos en las manos.

Otra figura cubana se suma a la lista larga de héroes y patriotas que han fallecido por dedicarse por completo a la libertad de Cuba, y aunque dolidos, ahora podemos decir con certeza (entre muchos otros) ¡Pedro Luis Boitel Vive! ¡Orlando Zapata Tamayo Vive! ¡Juan Wilfredo Soto García Vive! y si, ¡LAURA POLLAN VIVE!

Tambien en el restaurante Versailles, Miami.

10/05/11- Vigilia por Sara Marta Fonseca, presos políticos cubanos (FOTOS + VIDEO)

(Miércoles, 5 de Octubre 2011)- Con velas, pancartas, y oraciones se celebro la vigilia por la libertad de Sara Marta Fonseca, su esposo Julio León Pérez, y todos los presos políticos cubanos- realizada en Miami con la presencia de varios grupos de cubanos exiliados al igual que ex presos políticos y Damas de Blanco que han llegado a tierra de libertad recientemente.  El acto solidario se realizo frente el restaurante Versailles, un sitio popular y frecuentemente transitado por turistas y locales.  El grupo de ex presos exiliados que trabaja directamente con la resistencia interna de la isla, ‘Plantados’, semanalmente encabeza una vigilia frente al restaurante en reclamo a la libertad de todos los presos políticos cubanos.  Esta vez, se sumaron mas grupos al acto.

Comenzó el evento con un Padre Nuestro y entonces compartieron algunas palabras algunos de los presentes.  Los participantes cargaban fotos no solo de Sara Marta Fonseca y Julio León pero también de varias Damas de Blanco y Damas de Apoyo que han sufrido una desmesurada violencia en días recientes- Yris Tamara Aguilera, Marta Díaz Rondón, Caridad Caballero, Laura Pollan, Belkis Cantillo, y tantas otras.

Mas que todo, la vigilia comprobó (como se ha hecho en varias ocasiones) que los cubanos si se pueden unir, a pesar de diversos grupos e ideologías, para demandar justicia para sus hermanas y hermanos, y libertad plena para la isla prisionera.

Aquí les dejo un video que los autores de este blog editamos.  Disculpen la falta de claridad en algunas imágenes.  Pero los testimonios se pueden escuchar claramente, al igual que se puede observar la solidaridad que se demostró esa noche.  ¡Libertad para Sara Marta Fonseca! ¡Libertad para todos los presos políticos cubanos! ¡Libertad para TODOS los cubanos!

Versailles: Mas que un restaurante

Aunque cuando de Cuba (y su dictadura) se trata usualmente los aniversarios consisten de eventos oscuros- actos de represión, arrestos, ejecuciones, etc.- también la isla ha dado muchísimas cosas dignas de celebrar. Cuando se instalo la dictadura de 52 años en la isla, las nuevas autoridades del país comenzaron a arrancar (mas bien, robar) propiedades, viviendas, y negocios que en su mayoría fueron establecidas por cubanos trabajadores a base de incesantes sacrificios.  Muchos cubanos fueron expulsados del país mientras muchos otros se vieron sin futuro y perseguidos por sus ideas políticas, decidiendo partir al exilio.  Sin duda, la experiencia de exilio ha sido difícil.  Familias han sido separadas e hijos han tenido que vivir con saber que sus madres, sus padres, y sus abuelos mueren en la isla y que no pueden darles sus últimos adiós.  Con suerte, otras familias enteras han podido abandonar la isla juntos, pero así todo sufren a través de no poder ver a su patria querida.    Una ideología absurda y totalitaria ha intentado borrar años de cultura, trabajo, y valores, pero los que se fueron de Cuba físicamente, jamás la abandonaron, cargando bien cerca a sus corazones pedazos de la isla.  Y en cada parte que han caminado, a pesar de que tan lejos o cerca sea, han sembrados esos pedazos y los han cultivado con mucha esperanza y honor.  Esa es la historia que representa el restaurante Versailles, símbolo sentimental de todos los cubanos que han tenido que irse de su propia nación en aras de encontrar libertad, y que acaba de cumplir sus 40 años.

El restaurante Versailles es mas que un simple restaurante, aunque no se puede evitar mencionar sus platos esquicitos y tradicionales- la ropa vieja, las yucas fritas, los sándwiches cubanos, etc.  El restaurante, establecido por Felipe Vals en el año 1971, también sirve como una especie de santuario para los cubanos.   Aquí se encuentran políticos que buscan votos y celebridades internacionales que quieren probar comida “exótica” pero los fieles visitantes en su mayoría son aquellos cubanos que con el pasar de los años extrañan su tierra y que encuentran esos pedazos que le faltan en las mesas, en la cafetería, y en la dulcería del establecimiento.  Muchas veces cuando hablan del lugar lo califican como “un lugar de abuelos”, donde van los “viejitos” para hablar de la Cuba de ayer.  Pero en realidad, cuando uno entra a su salón lleno de espejos y sillas verdes, lo que se puede encontrar son caras jóvenes, caras viejas, familias, amistades, compañeros de trabajo, y estudiantes.  No hablo solo por mi cuando digo que muchas familias cubanas prefieren celebrar las graduaciones y los cumpleaños de sus hijos en el Versailles.  Para los jóvenes, a veces esto es algo “pesado”, pues sus compañeros de escuela se reúnen en los Chilis, los Fridays, o los Starbucks.  Pero al pasar de los años estos mismos hijos y nietos de exiliados miran atrás y sonríen, prefiriendo haber visitado el Versailles, ese lugar que les recuerda a la cocina de abuela.  Al Versailles también van los novios los fines de semanas cuando sus puertas se mantienen abiertas hasta tarde en la madrugada.  Las parejas conversan y ríen sobre un buen mojito frio, mientras grupos entran después de conciertos o películas.  Y cuando se revuelve esa cubania dentro de los cubanos, el Versailles es el primer lugar donde hay que estar, algo que las cámaras de la prensa han aprendido muy bien.  Cuando ocurre una ola represiva dentro de Cuba, cuando los dictadores anuncian enfermadas o cuando por momentos tambalea el poder, las ventanas de la cafetería del Versailles se llenan de patriotas que buscan más a su tierra pérdida en distancia que al olor del café.  Para muchos, las opiniones que se escuchan en la ventanilla del restaurante son más refrescantes y verdaderas que las que se leen en los periódicos o las que pueden oír en discursos intelectuales.

Por 40 años esto es lo que ha representado el Versailles.  Por eso, este 12 de julio una multitud de cubanos, al igual que muchísimo no cubanos, se personaron en el restaurante para escuchar música en vivo y para darse el gusto de comer una buena cena cubana a precios de 1971.  Los que asistieron eran de todas partes y de todas las edades.  En línea para entrar a la celebración se encontraban abuelos juntos a nietos, parejas de enamorados, grupos de amigos acabados de salir del trabajo o sus escuelas, profesionales en corbatas, turistas que tomaban fotos, y sobre todo, aquellos que una vez mas buscaban ese pedazo de tierra que les corresponde.

Este exilio ha durado largos años.  Con cada año que pasa los cubanos hemos visto como van  desapareciendo más de los nuestros.  Familias grandes van disminuyendo en tamaño, pero nuevos nacen y las tradiciones se pasan uno a los otros.  Para la mayoría de los cubanos exiliados en Miami el Versailles conserva esa memoria de la familia. Dentro de sus paredes uno se siente como si fuera niño otra vez, como si los abuelos queridos siguen sirviéndonos la comida y contándonos historias de esa Cuba que quizás nosotros, los jóvenes (hijos y nietos) no conocemos en persona pero en la cual visitamos cuando abrimos esas puertas.  El Versailles no ha dejado Cuba morir, no ha dejado a tras la música que define la isla, las costumbres, o los dichos.  Ha definido lo que quiere decir “ser cubano”, comprobando que Cuba jamás significara solo el color verde olivo y el dolor causado por sistemas políticos que intentan sofocar la libertad.  Cuba se ha conservado por obra de exiliados que jamás la dejaran desaparecer, y el Versailles ha jugado un papel clave en esto.  Y por eso le doy gracias a sus dueños y  todos aquellos que lo mantienen.  Feliz cumpleaños 40, Versailles, que cumplas mucho más, pronto celebraremos todos juntos en Cuba.

Precios especiales de celebracion, precios de 1971 cuando estrenaron el Versailles.

Tanta comida por tan poco precio.  Una celebración especial en el corazón del exilio cubano. ¡Gracias Versailles!

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 36 seguidores