Archivos en la Categoría: Carlos Olivera

Dictadura intenta impedir celebraciones por fecha que les corresponde a todos los cubanos

De la portada de Revista Bohemia de 1955.

Con todos y para el bien de todos”- una de las frases mas famosas de José Marti es, quizás, una de las ideas que mas le teme el sistema totalitario que impera en Cuba hoy, hecho que se comprueba- año tras año- cada 28 de enero, cuando numerosos uniformados son desplegados por toda la isla para intentar impedir manifestaciones civiles para conmemorar la fecha.  Este 2013, cuando se cumplía 160 años del natalicio, no fue la excepción.

Desde el domingo 27 comenzaron los operativos.  En Palma Soriano, Santiago de Cuba, amaneció la vivienda del opositor Yuniesky Domínguez González- de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU)- atacada con heces fecales en la puerta y en las ventanas.  Domínguez responsabilizo a la policía política directamente por los hechos, ya que tanto el como su esposa, la Dama de Blanco Taimi Vega Biscet, tenían previsto realizar actividades en honor a Marti.

Estos son métodos que realiza la policía política, los responsabilizo a ellos al igual que al Partido Comunista y todos los instrumentos del régimen”, dijo el activista.

Por otra parte, a pesar  de vigilancia policial y amenazas directas por la Seguridad del Estado, en La Habana pudieron marchar 41 Damas de Blanco en su acostumbrada caminata hacia la iglesia Santa Rita y luego hacia el Parque Mahatma Gandhi (Ver video, cortesía de ‘Hablemos Press’).  Estas mujeres depositaron flores en un busto de Marti en dicho parque y leyeron varias frases del poeta.

Mientras tanto, en Cárdenas, Matanzas, Leticia Ramos Herrería y otras Damas de Blanco pudieron realizar una marcha de 26 cuadras hasta un parque local para depositar flores a otra estatua de José Marti.  Este logro molesto a las autoridades hasta el punto que oficiales de la Seguridad del Estado la citaron para una unidad policial para el siguiente día.  Ramos cuenta que fue amenazada y ofendida durante la interrogación pero que se negó a firmar cualquier tipo de documento y les dejo claro que seguirá en las calles de Cuba.

El lunes 28 arrecio la represión pero también las manifestaciones pacificas.  En la misma provincia de Matanzas, pero en la ciudad de Colon, Juan Francisco Rangel fue también citado por la policía y rodeado en su vivienda por agentes para impedir una marcha.  Sin embargo, logro salir a las calles junto a otros activistas del Partido Pedro Luis Boitel  y efectuaron la actividad, depositándole flores a Marti, de acuerdo a un mensaje de Twitter de Carlos Olivera (@COliveraCuba).

En Santa Clara, Villa Clara un grupo de opositores de la Coalición Central Opositora salieron a la calle coreando consignas a favor del cambio y honrando a Marti y fueron violentamente arrestados, según reporto el periodista y bloguero independiente Carlos Michael Morales Rodríguez.

No muy lejos de esa ciudad, en Placetas, miembros del Frente Nacional de Resistencia Orlando Zapata Tamayo realizaron una protesta contra el régimen en plena calle, además gritando consignas como “Viva José Marti”, como fue captado en un audio de ‘Radio Republica’  en voz del líder opositor Jorge Luis García Pérez ‘Antúnez’.

Una exitosa marcha con carteles antigubernamentales y con frases martianas tomo lugar en las calles de Quemado de Guines, Villa Clara, por varios integrantes del Movimiento Cubano Reflexión, entre ellos Maydelis González Almeida, quien resalto que la caminata “se efectúo a pesar de vigilancia policial”.

Activistas del MCR en Quemado de Guines. 28 de enero de 2013

Activistas del MCR en Quemado de Guines. 28 de enero de 2013

A pesar de actos de repudio y algunos arrestos, en Camaguey se efectúo una arenga pública por activistas del Partido Pro-Derechos Humanos de Cuba, dijo Daniel Millet Jiménez.

En Grúa Nueva, Ciego de Ávila, opositores del Movimiento por los Derechos Civiles Rosa Parks y del Movimiento de Resistencia Pedro Luis Boitel se dieron cita para homenajear a José Marti.

A través del oriente del país, integrantes de la Alianza Democrática Oriental (ADO) en Baracoa, según Francisco Luis Manzanet Ortiz, y del Movimiento Cubano de Jóvenes por la Democracia (MCJD) en Velasco, de acuerdo a Yonart Rodríguez Avila, también efectuaron encuentros, marchas y manifestaciones en homenaje a Marti.  Yoandri Montoya Aviles resalto que en Bayamo un grupo de integrantes del Movimiento Jóvenes de Bayamo honraron la memoria  del “Apóstol de Cuba”.

El MCJD realizo otras actividades en Arroyo Naranjo, La Habana, publicando fotos en su blog.  En la misma provincia, la Dama de Blanco Sara Marta Fonseca realizo una vigilia y un encuentro en su vivienda en Río Verde, Boyeros.

La UNPACU también coloco testimonios en su canal de YouTube  de represión contra activistas por intentar realizar sus propios homenajes en Guantánamo.

Asimismo, el ex preso político Iván Hernández Carrillo emitió una serie de mensajes de Twitter (@ivanlibre) denunciando que los opositores Pastor Alexis Huerta y Carlos Alberto Gómez, del Partido Cuba Independiente y Democrática (CID), fueron arrestados con violencia en Sancti Spiritus por intentar realizar homenajes similares a los que ocurrían a través del país.  Casos de represión, cercos y golpizas se confirmaron también en Pinar del Río contra otros miembros del CID y también de la Alianza Democrática Pinareña.

Estos fueron tan solos algunos de los eventos que tomaron lugar a través del país entre el 27 y 28 de enero, cuando cubanos rendían tributo a una de las figuras mas representativas de su cultura- una cultura que no le pertenece solo a un grupo político ni a un dictador.

“Un principio justo, desde el fondo de una cueva, puede más que un ejército“.

– Jose Marti

Un recuento de violencia gubernamental contra menores de edad en Matanzas

En Matanzas, joven cubana de 18 años es golpeada, arrestada e inyectada.  En la misma provincia, un muchacho de 17 años es arrestado a punta de fusil

Entre los constantes violentos arrestos, detenciones arbitrarias y acosos policiales contra activistas cubanos en la provincia central de Matanzas, se destacan dos casos de abusos contra familiares de opositores que son menores de edad.  Esto ocurrió el martes 27 de marzo mientras el Papa Benedicto viajaba a la Habana para efectuar su última misa en la isla:

Yisabel Marrero Burunate, es la hija mayor de Caridad Burunate, Dama de Blanco matancera e integrante del grupo pro-derechos humanos Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel.  Tan solo hace unos meses, Yisabel cumplió 18 años. Estando el Papa Benedicto XVI en camino a La Habana, los arrestos en la zona de Colon, Matanzas se intensificaron.  Solo a 300 metros de la casa de Burunate, un opositor estaba siendo violentamente arrestado cuando Yisabel decidió salir en su defensa y gritarle a los represores que no le dieran más golpes al muchacho.  Ella pensó que lo iban a matar.

Las brigadas paramilitares se llevaron al opositor a patadas y arremetieron contra Yisabel.   En plena villa publica, los paramilitares la golpearon sin piedad.  William Acevedo Roque, un amigo de Yisabel quien la acompañaba, intento protegerla, cubriéndola con sus brazos.  William también fue atacado violentamente y termino arrestado, confinado a un calabozo pestilente durante esa noche y el siguiente dia.

Mientras todo esto sucedía, Caridad Burunate fue rodeada en su propia vivienda por un cerco de más de 50 oficiales de la policía política, las Brigadas de Respuesta Rápida y varios ‘chivatos’.  Estos le gritaban obscenidades e improperios a la Dama de Blanco.  Amenazaron a Burunate de que si salía de su vivienda seria encarcelada.  En protesta, la activista colgó un cartel en su portal, el cual decía “devuélvanme a mi hija que la secuestraron”.  También tenía otro cartel que leía “la tiranía castrista no me deja ir a la Habana a la misa del Papa”.

Felipe Marrero, esposo de Caridad y padre de Yisabel, junto con Regla Burunate, hermana de Caridad, se “plantaron” frente a la Unidad de la Seguridad del Estado en Colon, demandando la liberación de la joven.  Luego de las 2 de la mañana, Yisabel fue excarcelada.

La joven cubana estaba llena de golpes y había sufrido un ataque de asma, el cual fue  ignorado por sus represores mientras paso todo ese tiempo en un calabozo del municipio Martí. Sin autorización de sus padres, Yisabel fue inyectada con Diazepam y Benadrilina, dos drogas que son usadas en Cuba para casos de pacientes con desordenes mentales. Para el resto del mundo, Diazepam fue descontinuado, no así para la “potencia médica cubana”. Antes de devolverle la niña a su padre, agentes del régimen la llevaron a un médico para que este le escribiera un parto medico que aseveraba que Yisabel no estaba golpeada.  Sin embargo, el médico escogió obedecer a su conciencia y declaro que no podía entregar un reporte falso, según recontó la joven.

Mientras tanto,  otro caso similar de represión en la misma provincia fue el del muchacho de 17 años, Ernesto Martínez González, quien fue arrestado a punto de pistola.  Este arresto fue conducido por un oficial de la policía política.  Dicho agente amenazo al joven de tal forma, apuntando su arma a su cabeza, porque Ernesto había defendido a su tío político, el disidente Carlos Olivera, activista también del Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel y que estaba siendo detenido violentamente por agentes policiales.  Olivera fue víctima de una golpiza antes de ser introducido en un auto patrullero, mientras su cuñado, Richer Martínez Rodríguez, y otro familiar, Leslier Morales Torres, también fueron arrestados.  Estos tan solo intentaban salir de sus viviendas y dirigirse a la Habana para participar en la misa papal que se efectuaría el miércoles 28 de marzo.  Según estos mismos, debido a la solidaridad internacional fueron excarcelados dos días después, pero cada uno con multas de 30 pesos.

Según familiares y sus propios testimonios, Ernesto Martínez está sufriendo de “pánico” y “trauma” tras ser arrestado en condiciones tan violentas.

Para más información desde Cuba:

Caridad Burunate – Móvil: +5352 – 563 – 003 // Twitter: @CaridadBurunate

También seguir cuenta de activista cubana en el exilio: @Mspianoteacher

Oleada Represiva en Matanzas (Febrero 27)

Las ciudades matanceras de Colon y Perico fueron escenas de una oleada violenta de parte del régimen castrista contra opositores cubanos de esas zonas este pasado lunes 27 de febrero.

Una de las víctimas de la violencia gubernamental fue Ángel Moya Acosta, ex preso político del grupo de los 75, quien cuenta que se dirigía en horas de la mañana hacia la vivienda del también ex preso político de los 75 y presidente del Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel, Félix Navarro Rodríguez, en Perico.  Al lugar a dicha ciudad, Moya se percato de que había un fuerte operativo combinado, compuesto por la Seguridad del Estado, las Brigadas de Respuesta Rápida y la Policía Nacional Revolucionaria.  Según el activista de derechos humanos, “un oficial de la Seguridad del Estado me intercepto y me ordeno a que me fuera de esa área, me confisco el carnet de identidad y mando a buscar un auto patrullero”.

Moya le afirmo a sus represores que, como un hombre libre, podía estar en cualquier lugar que él deseaba.  Sin embargo, los agentes lo forzaron a entrar en el auto patrullero y lo condujeron a una unidad policial de Playa Larga.  “Ahí me confinaron a una celda oscura, sin agua, sin mis pertenencias, sin colchón, infestadas de mosquitos y sin derecho a teléfono para llamar a  mi familia para informarles sobre mi situación”.  El opositor, quien cumplió casi 8 años en los calabozos de la dictadura cubana, aseguro que los represores del país “usan este tipo de celdas para realizarle torturas a los detenidos para que cesemos con nuestras actividades”.  Y de tal forma permaneció hasta el día siguiente, el martes 28 de febrero, hasta las 10 AM.

Mientras tanto, en Colon, y durante el mismo 27 de febrero, las viviendas de los opositores  Carlos Olivera y Juan Francisco Rangel amanecieron totalmente rodeadas por turbas de la Seguridad del Estado.  “Mi vivienda estaba rodeada desde las 2 de la madrugada.  Alrededor de las 8 AM decidí salir a la calle (también a la actividad cívica en casa de Félix Navarro) pero el operativo me lo impidió”, explico Olivera.  Un mayor de la Seguridad del Estado le dijo a Olivera que no podía salir de su vivienda, a lo cual el activista contesto que su vivienda “no será una prisión”.  Olivera intento continuar su rumbo pero fue rápidamente arrestado a la fuerza y empujando dentro de un vehículo patrullero, pero antes de esto logro escribir un breve mensaje en su cuenta de Twitter (@CoiliveraCuba) en donde denunciaba que estaba siendo detenido.  Además, el opositor comenzó a vocear consignas a favor de la libertad- “Queremos multi-partidismo”, “Viva la libertad de expresión” y “abajo la dictadura”.  Como si fuera un criminal por defender los derechos del pueblo, Olivera permaneció tras las rejas de una estación policial de Colon hasta las 8 de la noche.

Las mismas tácticas fueron aplicadas contra Juan Francisco Rangel cuando también intentaba llegar a la vivienda de Félix Navarro. Rangel cuenta que “alrededor de 20 agentes de la policía política y de la Seguridad del Estado habían  rodeado su vivienda” pero así todo decidió salir.  Al instante, los policías le informaron que no podía continuar.  Entre los represores estaba un oficial quien golpeo a Rangel el 5 de Diciembre del 2011, partiéndole la frente.  “Además, se encontraba un señor llamado Jesús Yánez, que es director de Cultura en Colon, quien se presta para los actos de repudio y otras agresiones.  Este mismo le falto el respeto a mi esposa este pasado lunes”, narro Rangel, quien le dijo a estos agentes que no aceptaría mas falta de respeto o abusos contra su familia.  “En ese momento, hubo forcejeo y dos agentes se abalanzaron contra mí.  De tal forma me introdujeron en un auto patrullero, el cual logre ver la chapilla, que es la #208.  El represor Alexander Guerra me empujo contra el techo del carro y me golpee en la cabeza”.  Su esposa logro grabar los hechos, los cuales se pueden ver aquí:

Además, Rangel informo que su cuñada, Caridad Burunate, quien además es Dama de Blanco e integrante del Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel, fue sitiada durante este mismo momento en su vivienda en Colon.  “En su caso, ella estuvo rodeada por mas represores que yo”.


Por otra parte, el ex preso de los 75 Iván Hernández Carrillo logro salir a las calles de Colon portando un cartel con las imágenes de los presos políticos Yasmin Conyedo e Yusmani Álvarez (ambos arrestados desde el 8 de enero del 2012) y Ernesto Borges, quien está en estado crítico debido a una huelga de hambre que sostiene como demanda por su libertad.  Carrillo logro publicar una foto en su cuenta de Twitter (@ivanlibre) de el mismo antes de salir para la calle.  Tan solo minutos después, fue arrestado brutalmente por las fuerzas represivas que lo estaban vigilando.  Pero, a pesar de la brutalidad, un hecho importante fue que el momento del arresto fue captado en video.  Como las imágenes valen más que las palabras, aquí esta:

A cerca de esta oleada represiva y la incrementada violencia que ha estado aplicando la dictadura cubana contra la Resistencia cívica de la isla, el ex preso político Ángel Moya declaro que “cada día mas, la oposición toma conciencia y está capacitada para conducir al pueblo hacia los objetivos que siempre hemos planteado y no vamos a permitir bajo ningún costo que el régimen cubano nos vaya interrumpir la victoria”.

———————

Para más información desde Cuba:

 Ángel Moya Acosta- Teléfono movil: (+5353-820-595), Twitter: @jangelmoya / Carlos Olivera- Teléfono móvil: (+5352-562-839), Twitter: @ColiveraCuba / Juan Francisco Rangel- Teléfono móvil: (+5353-287-437), Twitter: @JFRangelCuba / Iván Hernández Carrillo- Telefono móvil: (+5352-599-366), Twitter: @Ivanlibre / Caridad Burunate- Telefono móvil: (+5352-563-003)

Matanzas: Carteles antigubernamentales preocupan grandemente al régimen, acosan opositores

Bicicleta de José Francisco Rangel con letrero de “cambio”. Una de las razones de represión en su contra.

Otro letrero espontaneo en la Iglesia de Colon, Matanzas, hace unos meses a tras

Los opositores matanceros José Francisco Rangel Manzano, Delegado Provincial del Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel en la provincia de Matanzas, y Carlos Olivera, Vice Delegado de dicho Partido, fueron citados en la mañana del 19 de febrero a la estación policial de Colon. El mal llamado Mayor Osmany Hernández- reconocido esbirro y sicario del área de Colon y municipios aledaños- estuvo a cargo del interrogatorio.

A Francisco Rangel le advirtieron que no querían que aparecieran más carteles antigubernamentales en las paredes de calles céntricas del pueblo de Colon, a lo que el opositor respondió que él no tenía en sus manos control sobre las apariciones de carteles, porque el pueblo era quien los ponía, ya que el ellos mismos están cansados de las mentiras y la opresión constante.

El Mayor Osmany Hernández dijo que ellos, la policía política, sabían que los cabecillas de dichas acciones eran Iván Hernández Carrillo y Félix Navarro, ambos ex prisioneros de conciencia del grupo de los 75. Francisco Rangel respondió que si se iba a hablar de cabecillas, el también era cabecilla, porque no necesitaba demostrar su oposición al régimen con carteles puestos en la noche. “Mi oposición y mi postura contra ustedes es de frente y a plena luz del dia. Este pulóver que traigo puesto dice Cambio, mi bicicleta dice Cambio y aquí mismo aprovecho para decirles que no quiero arreglos con ustedes de ningún tipo“, dijo el opositor.

Cuando el Mayor Osmany Hernández menciono que se acercaba la fecha del fallecimiento de Orlando Zapata, valientemente Francisco Rangel le recordó que no fue un fallecimiento, sino un asesinato. El esbirro le dijo a Rangel: “Vamos a respetarnos”. Rangel le recordó al sicario Hernández que “si de respeto se trataba que no olvidaran que hasta excremento le han lanzado a los portales de casa de los opositores colombinos”. Cuando Rangel dijo eso, el funcionario del régimen no tuvo respuesta.

Carlos Olivera

Seguidamente tuvo lugar el interrogatorio del opositor Carlos Olivera. Este interrogatorio fue mas violento puesto que Carlos se negó a sentarse y para empezar los efectivos lo lanzaron contra una ventana. Después de golpearlo aun más, Carlos les dijo a sus verdugos que no tenía nada que hablar con ellos. Le dijeron a Carlos Olivera que era un falta de respeto por no querer sentarse, a lo que el activista les respondió, “me tienen que matar primero, pero yo no tengo nada que conversar con ustedes. Los carteles los pone el pueblo porque está cansado de ustedes, no tienen nada que ver con Iván y Félix”, afirmo.

Lázaro Díaz Sánchez y Caridad Burunate durante funeral simbolico de Wilman Villar Mendoza

Al dia siguiente, el 20 de febrero, citaron para más de lo mismo a Caridad Burunate, opositora y Dama de Blanco de Colon y a Lázaro Díaz Sánchez, activista del Partido por la Democracia Pedro Luis Boitel. En esta ocasión querían que ambos opositores firmaran actas de advertencias y se dejaran tomar las huellas digitales. Los interrogadores no pudieron llevar a cabo ninguno de los dos gestos represivos porque ambos activistas se negaron a semejante humillación. Uno de sus lemas es: “Somos opositores, no delincuentes“. Por su parte, Burunate destaco en uno de sus tweets reciente: Oposición de Colon Matanzas rendirá merecido homenaje a Orlando Zapata y Pedro Luis Boitel en aniversarios de sus asesinatos. No más terrorismo de Estado.

Así dejaron la vivienda de Caridad Burunate hace unos meses los funcionarios del régimen, llena de excremento de animales

La respuesta de Burunate ante la injusticia

———————————

Este reporte fue redactado por la twittera-activista cubana en el exilio @mspianoteacher.

Los opositores mencionados en este resumen pueden ser seguidos a través de sus cuentas de Twitter:

José Francisco Rangel Manzano (@JFRangelCUba)/  Carlos Olivera (@ColiveraCuba)/  Iván Hernández Carrillo (@ivanlibre)/  Félix Navarro (@Felixncuba)/  Caridad Burunate (@CaridadBurunate)/  Lazaro Diaz Sanchez (@LazaroDiazSanch)

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 36 seguidores